Google+ Followers

miércoles, 24 de abril de 2013

Preinscripciones o cómo comerse el coco

Estamos en época de preinscripción escolar. Los que solicitamos que nuestros hijos estudien en colegios públicos hemos tenido que pasar por una rosario de jornadas de puertas abiertas, preinscripciones, preguntas, sorteos, más visitas, más preguntas, y desesperación final en caso de que sólo tengas la puntuación estándar y te haya tocado un número mierdoso para el desempate.
Pero ¡ja! eso no le ha pasado a servidora este año, que como tengo puntos extras por tener ya un niño dentro, pues hala, plaza casi segura a no ser que todos los hermanos habidos y por haber decidan matricularse en el mismo centro y en la misma clase que mi Chuchi y me lo dejen fuera al pobre cual perrito tristón abandonado, que por pasar puede pasar, y si no que se lo digan al Barça que tan felices se las pintaba ayer...

El caso es que este año he podido percibir -que no sentir en mis carnes- el sufrimiento mamífero ajeno porque sus churumbeles entren en el cole deseado...las que me conocen de la guardería saben que tengo al mayor en uno de los coles del barrio y me han acribillado a preguntas, desde el generalizado "¿Estás contenta?" hasta otras más personales y estrambóticas. Pero hay una madre que me ha cogido confianza, y me está dejando lela a preguntas, con cuestiones tales como "¿Es cierto que en tu cole se les perdió una vez un niño? Mi hijo es muy inquieto y no quiero que se pierda... ¿Sabes si hay algún tipo de seguridad para que los niños no escapen a la hora del patio? Esto deberíamos cambiarlo porque el otro día vi a una niña entrando en las clases a la hora del patio y no había nadie por allí...a ver si se van a perder niños... ¿Cómo ves el tema de la inmigración? Es que hija no sé, tal y como esta el barrio... ¿Crees que podremos modificar las extraescolares para que hagan más idiomas? Me interesa mucho que mi hijo haga chino porque a nivel comercial es muy importante y él ya hace música y alemán y blablaba...

A ver querida madre, puntualicemos:

- Si no quieres que tu hijo "escape" llévalo a Alcatraz. Un cole no es una cárcel.
- Desconozco si las extraescolares son "chino a nivel comercial", "ruso a nivel coloquial" o "esperanto a nivel subliminal". Y la verdad, este año me importa una mierda porque después de ocho horas en el cole el pobre muere por salir y servidora idem por verle.
- Sí, hay patio y sí, hay árboles, y los críos se suben (¡horror!) y a veces se caen (¡pavor!)... es un cole pequeño y todos se conocen y corretean de aquí a allá... es lo que hace la confianza, hija...
- ¿Inmigración? ¿A qué te refieres exactamente? ¿cuanta más inmigración mejor no? Así tu churumbel aprende pronto el árabe, el ruso y el chino, ¿no es lo que querías?

Me sorprende la desesperación de algunas personas porque sus hijos aprendan a ser máquinas cuanto antes mejor... Ya no hay juegos, ya no hay risas, canicas, rayuela, o un dolce far niente a la sombre de los árboles, ahora todo es preparación total y absoluta de nuestros cachorros para que salgan armados hasta los dientes en este competitivo mundo de hoy, y consigan ser políticos, banqueros o jefes de estado, para lo cual, todo sea dicho, se requieren otras cualidades extraescolares que espero no enseñen en mi colegio: avaricia, competitividad y una desmesurada ansia de poder. Así la próxima vez que la vea levanto la mano y finjo salir corriendo al encuentro de alguna amiga de la infancia que acaba de aparecer como por arte de birlibirloque o me hago la sorda en plan súperperdonameacabandeperforareltímpano o le digo que los marcianos me han abducido el cerebelo y finjo que me da una lipotimia craneal o simplemente me hago la muerta.

4 comentarios:

  1. Genial post, buen finde!! www.universovarietes.blogspot.com

    ResponderEliminar
  2. Un post estupendo como siempre!!besos

    ResponderEliminar
  3. Tienes toda la razón, mi hijo tiene diez años y yo ya es que paso de este tipo de gente. Con que sea un niño feliz y con ganas de aprender me doy con un canto en los dientes. Ya te sigo!!!

    Sigueme en http://estiloypunto.blogspot.com

    ResponderEliminar
  4. Pon cara de "loque?!" y ya está. A esa lo que le falta como siempre, es el sentido común. ¡Hay cada madre y padre por el mundo! Besos.

    www.sobrevolandoloscuarenta.blogspot.com

    ResponderEliminar